La Vieja y el Curandero

Publicado el May 27 2016 - 3:00pm Por Kev

Fabula La Vieja y el Curandero

Fábula La Vieja y el Curandero

Una anciana, avarienta y enferma de la vista, llamó a un curandero ofreciéndole pagar sus servidos.

Vino el curandero a ver a la enferma y, en cada curación, mientras la vieja tenia los ojos cerrados, el muy farsante le iba robando los muebles uno tras otro.




Cuando ya no tenia qué robar, declaro concluida la curación, reclamando la paga convenida.

Pero la vieja se negó a pagar, y el curandero acudió a los tribunales. Allí la anciana declaro que si bien era cierto que había convenido pagar al curandero, también era cierto que su estado se había agravado.

—Antes —manifestó— veía todos los muebles de mi casa, pero ahora, por más que me esfuerzo, no veo ninguno.

Moraleja

Cuando actúas con engaño, en tu contra vuelve el daño. Clic para tuitear

Déjanos tu opinión